La inversión en I+D de Apple durante los últimos 19 años



Invertir en I+D (Investigación y Desarrollo) es algo imprescindible en toda compañía, más aún en las tecnológicas. Pero más inversión no siempre implica mejores resultados. En Apple, compañía caracterizada por su innovación, saben que destinar los recursos necesarios es importante pero también aprovecharlos al máximo, haciendo foco en lo que realmente importa. TUAW ha publicado unos datos que recogen el gasto en I+D de Apple durante los últimos 19 años, en concreto, desde 1995 hasta 2013. Y la evolución no deja de ser cuanto menos curiosa. Con un aumento importante durante los últimos años. Un gasto que la compañía justifica por el aumento de la plantilla, algo que no nos pilla por sorpresa viendo las últimas contrataciones.


En la gráfica superior vemos como al regreso de Jobs en 1998 el gasto se ve reducido y va aumentando de forma leve, manteniéndose prácticamente constante, hasta 2005. Son años en los que la compañía cortó de raíz el desarrollo de numerosos proyectos en los que la compañía se había metido y que por poco la llevan a la ruina total. Hablamos de productos como Pippin, Macintosh PowerBook Duo Tablet u otros prototipos que tal vez nunca has visto.

A partir de ahí, en los últimos años sí que se ha visto aumentado el gasto. Y de dichas inversiones han salido el iPhone, iPad, los nuevos Mac, con especial mención al nuevo Mac Pro; así como mejoras como Touch ID, servicios, software, etc.


También tenemos datos del gasto de otras tantas compañías durante 2013. En la gráfica de las 45 empresas a nivel mundial que más invierten en I+D están compañías como Microsoft, Samsung o Google que tienen un gasto es notablemente superior al de Apple. Esto evidentemente nos hace pensar en lo bien que la compañía de Cupertino rentabiliza su inversión pero no sería justo del todo. Samsung, Microsoft o la propia Google puede que a veces “pierdan el norte” y abarquen proyectos y tecnologías que no consiguen un gran calado pero no dejan de ser importantes para el desarrolló de otras presentes o futuras. En especial Samsung que de modo coloquial podríamos decir que se mete hasta en los charcos.

Indiferentemente, lo cierto es que cada vez resulta más complicado innovar. Estamos en un momento donde los saltos tecnológicos no son tan palpables como hace unos años. Por ello, es lógico que la inversión vaya en aumento, o corremos el riesgo de vivir una evolución natural pero no un nuevo punto de inflexión como fueron el iPod o el iPhone.

Fuente: Applesfera | TUAW

0 comentarios:

iOSdroides Group. Con tecnología de Blogger.